miércoles, 6 de agosto de 2008

Frasco de sal de colores

Podremos recordar con los peques una de las manualidades más populares.

Necesitamos:

- Frasco de cristal con tapa o corcho
- Sal fina
- Tizas de colores
- Cartulina o papel
- Papel de lija
- Huevera o recipiente para poner la tiza lijada

Rayamos la tiza con la lija y la vamos separando en los recipientes por colores.
Calculamos la cantidad que queremos de cada color utilizando más o menos sal removiéndola bien con la tiza rayada.
Con la cartulina o papel hacemos un embudo para echar la sal tintada al frasco haciendo diferentes capas de colores moviendo en frasco para que queden distintas formas.
Una vez lleno el frasco solo faltará ponerle el tapón pero si lo que tenemos es un frasco con tapa la decoraremos con una tela.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

hola! tengo una pregunta, la sal pintada con la tiza, luego destiñe¿¿
un saludo :)

CrEaRtY dijo...

Hola!
Te puedo decir que cuando he realizado el frasco de sal nunca se ha desteñido pero si la vas a utilizar para otro tipo de manualidad no te lo se decir pues no lo he probado.

Que tengas una buena creación.
Felices Fiestas =D